Si tienes un blog, si tus redes sociales son parte de tu trabajo o simplemente te encanta que tu Instagram se vea profesional, entonces te invito a que sigas leyendo, porque en este post te mostraré de qué forma puedes realizar una sesión de fotos rápida, simple y bonita.

Si bien hay muchas imágenes que se consiguen de forma inesperada, cotidiana, en una caminata o en una junta con amigos, siempre es bueno tener un “banco de imágenes personal” al que puedas recurrir cuando no tienes material, o necesitas algo más genérico. Esto es importante, sobre todo si quieres mantener tus redes activas y con movimiento diario.

En este caso le pedí ayuda a Pablo, pero ustedes pueden recurrir a una amiga, al esposo, la hermana, o cualquiera que tenga la disposición de tomar algunas fotos y divertirse. Porque ese es el propósito: pasarlo bien, disfrutar y reírse luego viendo esas fotos donde saliste con un ojo cerrado o triple papada 😀

Lo primero es elegir la locación. No le des muchas vueltas, en mi caso opté por el parque Inés de Suarez, que conozco bastante porque vamos seguido con el Rodo, así que en esos paseos pude observar aquellos spots o lugares que serían interesantes para sacar fotos: árboles, arbustos, una cancha, bancas, etc.

No te asustes pensando en que deben ser locaciones dignas de película. Un muro, una puerta de un color intenso, una escalera, una textura, cualquier detalle puede funcionar.

Cuando hayas elegido el lugar, es hora de elegir tu vestuario y algunos accesorios. Haz un repaso mental por tu clóset, piensa qué ropa se podría ven bien en cámara, en los colores, y sobre todo, en prendas que te hagan sentir cómoda/o. La idea es que logres fotografías que te representen, que sean naturales y que sean un reflejo de quien eres.

¿Un consejo? Agrégale a tu tenida algunos accesorios. En mi caso opté por una cartera, un sombrero y unos lentes de sol. Estos te ayudarán a lograr posturas más relajadas, podrás jugar con ellos y sentirte más a gusto en el rol de modelo.

Prepara además tu cámara. Si vas a usar un digital, entonces asegúrate que tenga suficiente batería y memoria. Si optas por la del celular, entonces procura que tenga carga y espacio de almacenamiento.

¡A sacar fotos!

Comienza con aquellos lugares en los que te sientas más cómoda/o, si te da un poco de vergüenza entonces busca sectores con menos personas, verás que poco a poco pierdes el pudor.

Recuerda que puedes jugar con las formas y texturas. Escoge flores y plantas para fotografías más suaves y delicadas. Por el contrario, si quieres algo con más fuerza, entonces recurre a muros, esquinas, escaleras o lugares que tengan lineas rectas y/o geométricas.

Mi consejo es que una vez que lo hayas encontrado pruebes desde varios ángulos. Pídele a tu fotógrafo que se mueva, que suba la cámara, y si es jugada/o, que se agache y trate desde el suelo. Verás cómo su posición juega un rol fundamental en el estilo y look de la foto.

Si tienes una idea en mente, entonces pídele a quien te esté tomando la foto que pose y vea cómo y desde dónde la estás tomando. Así podrá repetir lo mismo que tú hiciste.

No te desanimes si no sale a la primera, tendrás que hacer muuuuucho clicks antes de conseguir LA foto.

Si viste America´s Next Top Model entonces sabrás algunos de los trucos y poses de Tyra Banks. Si no, y esto de posar no te sale tan natural (como a mi), prueba con movimientos más sencillos y cotidianos. Juega con tus lentes, tus zapatos, tu cartera, tu pelo o con cosas que estés pasando a tu alrededor, como un perrito, una pileta o unas flores.  ¡Lo importante es sentirse cómodo!

Verás como -poco a poco- descubres qué se ve mejor, cuál es tu perfil y todas esas cosas de pro ;).

Nunca está de más irse con algunas fotos extras, por ejemplo de algunos detalles de tu vestuario o del lugar. Esto le dará más variedad a tu “banco de imágenes”.

No olvides agradecerle a tu fotógrafa/o por el tiempo, invítala/o a tomar una bebida o a almorzar. Incluso, pueden aprovechar y tú también tomarle algunas fotos lindas para sus redes sociales.

Una vez en casa, haz una selección con tus imágenes favoritas, edítalas en tu computador o celular. En mi caso uso photoshop, y si es en mi teléfono, con la aplicación VSCO.

Tal vez esto de la sesión fotográfica te puede parecer un exceso, pero es una buena forma de tener material para nutrir tus redes sociales y sitio web, sobre todo si se trata de tu trabajo. Además, hacerlo es muy entretenido! No tienes por qué tomártelo tan en serio, la idea es pasar un momento divertido, jugar, y de pasadita conseguir lindas fotos.

¿Y ustedes, han hecho este tipo de sesiones? ¿Se animan?

Un abrazo!!

Cony

La Vida en Craft

La Vida en Craft

Soy Constanza, y creé este blog con las ganas de compartir mis ideas con el resto de quienes aman el DIY y la decoración tanto como yo. Disfruto del diseño, la comida, de los perros y caminar. Ah, también soy periodista. Si quieres saber más de mí­ o de La Vida en Craft escrí­beme a lavidaencraft@gmail.com

POST RELACIONADOS

2 Comentarios

  1. Responder

    Pilar Galeno

    14 octubre, 2017

    Que linda!! Y que apañador tu fotógrafo jaja Cony me encantaría saber los filtros que usas de VSCO, ese toque de luz e intensidad de colores me encanta, pero no doy en el clavo. Help jajaja

    • La Vida en Craft
      Responder

      La Vida en Craft

      16 octubre, 2017

      Hola Pilar, gracias! Por lo general uso el filtro HB1. Saludos!

DEJA UN COMENTARIO